Toledo 2017-05-23T16:44:28+00:00

Toledo Skyline Panorama, Spain - Dec 2006.jpg

«Toledo Skyline Panorama, Spain – Dec 2006» por DiliffTrabajo propio. Disponible bajo la licencia CC BY 2.5 vía Wikimedia Commons.

Situado en lo alto de una colina ceñida por las aguas del Tajo, Toledo resume en sus piedras un gran pasado histórico. Ciudad Carpetana, los romanos la bautizaron “Toletum”, acuñaron moneda y construyeron un circo y un acueducto.

A mediados del siglo VI, Leovigildo la convirtió en capital de su reino. Los islamitas la llamaron, desde el 712, Tolaitola. Ciudad cristiana desde 1085, donde convivieron durante 500 años armónicamente judíos, árabes y cristianos. En el siglo XIII vio nacer la Escuela de Traductores de Toledo, que transmitió el saber clásico y oriental a Occidente. Ciudad predilecta de monarcas (Reyes Católicos), Sede Primada de España y capital del reino hasta 1561, cuando Felipe II trasladó la corte a Madrid. La pérdida de capitalidad significó el truncamiento de su desarrollo, quedando la ciudad para deleite de románticos congelada en el tiempo, pero conservando el legado cultural del pasado.

Pocas son las ciudades del mundo que posean tan magnífica serie de monumentos arquitectónicos de todas las épocas y culturas, que hacen de ella un auténtico museo. Toledo ha merecido englobar la lista de las ciudades declaradas Patrimonio Mundial.

Toledo es conocida como «La ciudad Imperial» por haber sido la sede principal de la corte de Carlos I y también como «la ciudad de las tres culturas», por haber estado poblada durante siglos por cristianos, judíos y musulmanes.

La Ciudad Histórica de Toledo está inscrita en la Lista Oficial de los Bienes Patrimonio de la Humanidad dentro de los “Bienes Culturales” desde 1986 por sus valores paisajísticos, su entorno geográfico, el encajamiento del río, los Cigarrales, las Vegas, el emplazamiento de la ciudad migmatítica (rocas metamórficas muy antiguas), sus miradores (La Granja, Virgen de Gracia, Santa Leocadia, San Cristóbal).

Su emplazamiento es tan original como el de Venecia o Brujas. 

Después de la promulgación del Estatuto de Autonomía en 1982, Toledo se convirtió en la capital de la Región de Castilla-La Mancha, constituyéndose en el centro administrativo de la Región con una población de 82.291 habitantes.